viernes, julio 15, 2016

3 meses

Ayer,
//o fue hace algo más,
hizo 3 meses
de nuestro encuentro.
Traumático.
Accidentado.
Puso todo en su lugar.
Y estás en el centro
del presente
y del futuro.
Eres el plan maestro
alrededor del que gira
nuestra existencia.

Hace 3 meses
que no eres mío. 
Eres de nuestra comunidad.
Una familia que rebosa amor.

Eres tuyo,
con tu genio y tu ingenio,
de los que das cuenta a diario.
Fiel testigo soy de ello.

Y ya sé como es tu sonrisa,
he oído tu voz de niño,
me he perdido en tu mirada,
he compartido tus lágrimas,
y cuàntas cosas nos quedan,
cientos;
tal vez las mismas que días juntos.

Mi corazón 
ha creado un ala
en la que habitas.
Y yo sin saber que se podía ampliar tanto,
en 3 meses, o quizá apareció en 1 segundo,
que era tan sencillo construirnos
y tan difícil y glorioso vivirnos.
Ese espacio
tuyo
es un laberinto
que comunica
muchas partes de mi ser
y de mi querer.
Y seguramente es verdad,
el amor se multiplica
cuando se divide,
como enunció Coelho.
Y yo 
que ya lo sabía
lo volví a aprender
en 3 meses.